LA TRILOGÍA DE NUEVA YORK de Paul Auster

Ciudad de cristal:

Recursos literarios de escritor que escribe en un libro rojo. Pero la realidad es que se dedica a escribir historias de un detective inventado con un pseudónimo. Una extraña llamada donde le confunden con el nombre del autor y como detective le hacen ponerse en marcha para solucionar el caso que se le exige. Recorrer la ciudad de Nueva York para defender a un hijo se su padre. Pero la realidad va dando vuelcos poco a poco, de tal manera que cuando descubre al verdadero Paul Auster para cobrar su cheque a su nombre, resulta que no tiene fondos. Investiga a sus contratantes y donde había estado, en la vivienda ya no hay nadie, no ha existido, tan solo el cuaderno rojo escrito en la casa del presunto detective.

Fantasmas:

Historia nuevamente de detectives. Esta vez sus protagonistas tienen nombres de colores. Blanco contrata a Azul para que vigile a Negro. Un viaje nuevamente por la ciudad de los rascacielos. Los recursos literarios van desde las películas de cine, hasta los libros que considera relevantes. Las continuas vigilancias y los informes seguramente sean una buena excusa para que el autor hable de la soledad y el miedo; la existencia en definitiva. Solamente tiene que vigilar y mandar informes; pero pasa el tiempo e intenta saltarse las normas que se le han dado. Va acercándose más y más a su vigilado. En una de sus salidas descubre a su futura esposa con otro. Se va disfrazando para saber más del asunto para el que trabaja. Pero los dos personajes se van descubriendo. Quizás sean, en el fondo la misma persona. O se necesiten para sentirse vivos. El final como el anterior una huida sin mirar atrás como diciendo, la ida continúa.

La habitación cerrada:

Nuevamente una llamada, la búsqueda, en este caso de un amigo y un marido que ha abandonado a su esposa. La excusa del material almacenado en la casa nos muestra la extraordinaria habilidad escritora del desaparecido. Poco a poco se entrecruzan la vida anterior a su casamiento y la amistad primitiva. La documentación presentada a posibles editores parece un éxito. No tendrán problemas económicos. Pero la nueva pareja se enamora. Visitan a la madre del desaparecido con la cual el amigo también mantiene una pequeña relación. Pero aparecen unas cartas misteriosas Fanshawe está vivo. Pero surge un nuevo reto. Escribir una biografía del autor, ahora famoso. Sin embargo no es más que una forma detectivesca de tratar de encontrar al amigo. La rareja decide dejar la biografía. Con la última misiva se encuentran los amigos, no se ven. Le entrega un libro rojo para que lo lea o se lo entregue a su hijo. Nada será posible, un aguacero desgrana todas las hojas y desaparece.

Quiero creer que las historias tratan de una otra forma de tratar de encontrarse con alguien que ha sido todo: un amigo, un desaparecido. Quién busca a quién, dónde realmente se encuentran, se conocen con el paso del tiempo; los miedos, la soledad, las desapariciones, la familia, las relaciones, las lecturas, las películas. En definitiva, la vida vivida y sus significados e influencias

Reseña de Antonio Ramírez